Semillas Feminizadas

¡Disfruta de nuestra amplia selección! Perfectas para el crecimiento de grandes cogollos y de muy buena calidad!

SEMILLAS
FEMINIZADAS
SATIVAS

SEMILLAS
FEMINIZADAS
XXL

SEMILLAS
FEMINIZADAS
ÍNDICAS

SEMILLAS
FEMINIZADAS
A GRANEL

SEMILLAS
FEMINIZADAS
AMERICANAS

SEMILLAS
FEMINIZADAS
RÁPIDAS

SEMILLAS
FEMINIZADAS
INTERIOR

SEMILLAS
FEMINIZADAS
EXTERIOR

Catálogo de Semillas Feminizadas baratas

Filtros
Aroma y Sabor
Características
Efectos
Experiencia
Rendimiento
THC
Tiempo de Floración

Mostrando el único resultado

Comprar las mejores Semillas Feminizadas

Preguntas sobre Semillas Feminizadas

¿Qué son las semillas de cannabis feminizadas?

Las semillas feminizadas son joyas botánicas que garantizan plantas de cannabis fotoperiódicas genéticamente modificadas para producir únicamente flores hembras.  Las semillas son seleccionadas meticulosamente para garantizarte un cultivo eficiente.

Cómo cultivar semillas feminizadas

Para cultivar semillas feminizadas debes de escoger la genética que más acorde sea a tus gustos y particularidades.

Ten en cuenta, que el cultivo de las semillas feminizadas dependerá de las horas de luz, es decir, en cultivos de interior tú pautas el ritmo de la planta, y en exterior debes asegurarte que tu clima es adecuado para su gran desarrollo.

¿Cuánto tarda en crecer una planta feminizada?

Para saber cuánto tarda en crecer una planta feminizada he de nombrar sus tres fases: germinación, crecimiento y floración. La fase de germinación en general son de 2 a 5 días. El crecimiento comienza con un fotoperíodo 18/6 (horas de luz/ horas de oscuridad) y su duración dependerá del tipo de semilla o del crecimiento que le quieras proporcionar, normalmente dura entre 6 a 8 semanas. Por último, en su fase de floración necesita un periodo de luz de 12 h/12 h para que empiecen a florecer y suele estar listas en 7 a 12 semanas dependiendo la variedad.

¿Cuándo cosechar una planta feminizada?

Para saber cuando cosechar la planta de cannabis feminizada dependerá de la genética que estés cultivando. La forma de saberlo será: Fijándote en el tiempo de cosecha que ha marcado el banco de semillas donde has escogido tu semilla. Mira en tu cogollo y visualiza si ha aumentado su tamaño.

Observa los pistilos (pelos blancos) y si la mayoría cambian de color blanco, a ámbaro marrón, te está indicando que está lista. Si tienes una lupa observa los tricomas, primero estarán trasparentes, después lechosos y por último cuando haya un 30% ámbar, estará lista para su cosecha. La experiencia es la mejor guía. Experimenta cosechar en diferentes momentos para que puedas encontrar el mejor perfil en efectos y sabores para ti.

Cuidados básicos de una planta de marihuana feminizada

Los aspectos clave para el cuidado y el buen desarrollo de tu planta de marihuana feminizada: Escoge un banco de semillas confiable con semillas de alta calidad, aquí es donde tendrás más de la mitad de tu éxito. Debes tener ambiente controlado (temperatura, humedad) tanto en cultivos de interior como de exterior. Ofrece una óptima iluminación y suministra los nutrientes y el agua adecuados. Haz podas y entrenamientos necesarios y así fomentarás una mayor producción. Cosecha en el momento adecuado.

Por último, y no por eso lo menos importante, haz un buen secado y curado con una óptima ventilación para mejorar el sabor y el aroma de tus cogollos. Aquí es donde se diferencian a los mejores. Recuerda aplicar control de plagas y vigilar a tus plantas que no sufran ninguna enfermedad.

Carrito de compra